domingo, 13 de enero de 2013

RAFAEL JIMENEZ FALO Y FLAVIO RODRIGUES


No es nada fácil describir la noche flamenca que se vivió en el Bar Restaurante los Ángeles en el ciclo "Las Noches Flamencas de los Ángeles".

Rafael Jiménez Falo con la guitarra de Flavio Rodrigues. Dos maestros fundidos en uno solo para dar al público una verdadera lección de maestría cantaora y de toque excepcional.
A pesar del frio y a pesar de la lluvia, eso no impidió que la sala se llenara y que hubiera gente que no pudo asistir por que el aforo estaba completo. Os pido disculpas, pero tenéis la oportunidad de volver a verle en el Espacio Flamenco Las Tablas en Mayo. Hay que esperar un poquito. Lo bueno se hace esperar.
Tangos, soleares, soleá por bulerías, montañesas.... y un largo etc. de cante en la voz de un hombre cuyos registros sonoros son tan personales que no cabe la menor dudad que hacen de él que sea único, un artista.
Cada cante que cantó lo hizo expresando desde el sentimiento más profundo de su corazón las vivencias de aquellos viejos maestros de los que él a bebido. Falo tiene unos conocimientos fruto de una gran investigación que le hace cantar con un conocimiento pleno de lo que hace. Cuando abre la boca te transporta a otro universo.
No cabe la menor duda, que Flavio, este guitarrista brasileño demuestra que es con su toque claro, limpio y excepcional, el complemento idóneo para Rafael Jiménez Falo.
Demuestra con su toque, demuestra con su forma de ser, con su estilo que el flamenco es universal, que no tiene fronteras, no solo para verlo y escucharlo, sino para interpretarlo.
La conjunción de estos dos grandes artistas hacen que cualquier noche sea especial, y anoche lo fue, por su arte y por sus cualidades humanas.
Véase esta grabación por soleá para un público, en una pequeña sala pero llena totalmente entregado e hipnotizado con su cante.
Una velada para recordar, una velada que ha hecho historia en el Barrio de La fortuna.