domingo, 29 de enero de 2012

"El Perejil"

El conocido hostelero sevillano Pepe «El Peregil» (José Pérez Blanco) ha fallecido este viernes tras una larga enfermedad. Además de varios establecimientos, «El Peregil» era conocido por su cante flamenco y de saetas.
Peregil, nacido el 5 de enero de 1945, empezó su andadura musical al ganar un concurso organizado por una radio nacional en 1970, grabando su primer disco que se tituló "Flamenco 70". A partir de ahí fueron múltiples los certámenes que ganó, destacando la "Saeta de Oro", al ser uno de lo saeteros más importantes de Sevilla, aunque además tocó en su repertorio diversos estilos como flamenco, villancicos, sevillanas o fandangos.
Participó en proyectos como la Misa Cofrade de Cantores de Híspalis, grupo este que en su último disco, editado el pasado noviembre, incluyó sus famosas sevillanas de 1988 "De pata negra". Personalmente, estaba muy vinculado al barrio sevillano de Santa Catalina, donde regentaba una popular taberna, "El Quitapesares" cantera de personajes y ambientes únicos como Peíto y Risitas.
En Mayo de 2003 editó un libro de humor titulado "Ocurrencias de Pepe Peregil" con cinco ediciones vendidas, recogidas por el escritor Joaquín Arbide.
«El Peregil», Hijo Predilecto de Manzanilla
El Peregil iba a ser nombrado Hijo Predilecto de su pueblo
El cantaor iba a ser nombrado Hijo Predilecto de su pueblo, Manzanilla (Huelva), el próximo 28 de febrero, según ha explicado a Efe el alcalde de la localidad, Cristóbal Carrillo. Carrillo ha explicado que el cantaor había sido propuesto para este reconocimiento por todos los grupos políticos por unanimidad, "por ser una persona que siempre había llevado a gala ser de su pueblo", ha indicado el regidor, visiblemente afectado tras conocer la noticia.
Ha recordado que su vinculación era tal que tenía ultimado un disco para ayudar a restaurar la iglesia local, y era colaborador habitual de festivales, cruces de mayo, hermandades, "y siempre estaba dispuesto a estar presente en todo lo que se le pidiese".
"Venía habitualmente al pueblo, a su casa de la calle Alvárez Quintero, aunque es verdad que con la enfermedad venía menos a menudo, pero nunca faltaba a su cita de vez en cuando con su gente", ha dicho Carrillo.

http://www.youtube.com/watch?v=VfnNF7yk6Io