miércoles, 16 de junio de 2010

SIMPLEMENTE FLAMENCO


No cabe la menor duda, que cuando hablamos de flamenco, hablamos de una sola cosa con multitud de vertientes. Para unos, lo puro y jondo es lo bueno, para otros las fusiones o la evolución.

Concha Jareño nos presentó anoche un festival cargado de un baile muy emotivo, desde la sobriedad de una Siguirilla, a la dulzura del movimiento en unas Guajiras.

Me quedo personalmente con la Farruca. Los movimientos de cuerpo, manos y pies han hecho de la Farruca el punto de encuentro para las nuevas generaciones.

El cuadro que acompañó a Concha fue excelente y quisiera resaltar un remate que lo escuché por primera vez en la voz de El Falo en esta ocasión lo utiliza para rematar un cante por caracoles, pero que en el cierre por bulerías de Cádiz queda muy señorial, y que estoy observando que últimamente se utiliza mucho. Escuhar el disco del Falo y lo vereís.

Un aplauso para Concha Jareño.